Usa la oscuridad para reducir despertares nocturnos y alargar las siestas

Una de las asociaciones positivas que puedes fomentar como parte de los buenos hábitos de sueño de tu bebé es la oscuridad. La oscuridad es vital para un buen descanso.

 ¿Cuéntame cómo tú descansas mejor? ¿Cuándo duermes en tu cuarto con las cortinas cerradas, fresco y oscuro… o en el carro con el sol pegando en las ventanas? Puedo adivinar que tu respuesta es igual a la mía: en el cuarto con oscuridad.

Tu bebé es igual. El ambiente ideal para que tu bebé descanse de día y de noche es un ambiente fresco y oscuro. Y cuando hablamos de oscuro, hablo de que tiene que ser completamente oscuro. Que cuando entres al cuarto, apagues la luz, y coloques tu mano al frente de tu cara, no la puedas ver. Ese es un ambiente completamente oscuro.

La claridad es estimulante y si tu bebé está conectando ciclos de sueño, la claridad los distrae y los motiva a despertar. Ellos están aprendiendo muchísimo y no se quieren perder nada. La oscuridad también es importante porque nuestros ojos pueden registrar la claridad hasta con los parpados cerrados. Especialmente en las madrugadas del verano cuando el sol sale tempranito, tu bebé puede estar despertando más temprano al registrar claridad.

Ahora, quiero poner esto en contexto. Si tu bebé duerme perfecto y entra un poquito de claridad por las esquinas de tus persianas, entonces no tienes que cambiar nada. Pero si estás aquí, lo más probable es que quieras mejorar el sueño de tu bebé y la oscuridad es clave.

¿Cómo lograr esa oscuridad completa para mejorar el sueño de tu bebé?

Aquí te dejo 5 opciones para que puedas escoger en practicidad y presupuestos:

  1. Cartulina negra o papel aluminio: esta opción no es muy bonita o agradable estéticamente, pero es efectiva y muy económica. Forra la ventana con cartulina negra o papel aluminio para bloquear la claridad. Esta opción puede ser practica si tienes una ventana pequeña y tienes cortinas que tapen la cartulina.
  2. Cortinas de Blackout: hay cortinas diseñadas con materiales especiales para bloquear la claridad. En Target tienes estas que son económicas y hay varias opciones de colores. Y estas de en Amazon también son muy buenas. Las cortinas son una opción muy práctica, económica y fácil de instalar. Pero revisa que no esté entrando claridad por los bordes de la ventana y reflejando en la pared.
  3. BlackoutEZ: esta compañía hace unos paneles que puedes recortar y ajustar a tus ventanas con cierre mágico. Son prácticas y económicas y muy fácil de instalar.
  4. Indow Windows: son unos paneles hechos a la medida que se quitan y se ponen con un sistema de compresión. Son una opción más costosa, pero están diseñadas como una opción super efectiva que puedes usar a largo plazo. Si ya tienes tu casa y no piensas mudarte, esta puede ser una muy buena opción.
  5. Slumberpod: es uno de mis productos de bebé favorito, es una carpa diseñada por una mamá por la necesidad de replicar el ambiente oscuro en casa en los viajes. Está diseñada y aprobada para usarla con tu bebé sobre las cunas portátiles, lo más probable es que no le quede a las cunas de tamaño regular. A mi me sirve con la cuna de Henry porque yo tengo una cuna que me presto una amiga que trajo de España y por ser europea, es un poco mas pequeña. El slumberpod se guarda en un bolso pequeño que puedes meter en tu carry-on o maleta de mano y la instalas en menos de 5 minutos. Es perfecta para los viajes o visitas a casa de la abuela, etc. Con el código BBCONTENTO20 tienes un descuento especial para uds.

Si tu bebé se queda dormido por sí solo y ya has probado diferentes cambios en su rutina, revisa la oscuridad en el cuarto de tu bebé. Así fue como resolví las siestas cortas de Henry al comienzo de la pandemia.

Si necesitas ayuda para ayudar a tu BB a conciliar el sueño por sí solo, mis planes de sueño te ofrecen estrategias y herramientas apropiadas para cada etapa de tu bebé. Porque cuando nuestro bebé descansa, todos estamos más contentos.

Dejar un comentario