Los madrugonazos: despertares entre las 4-6am

Los madrugonazos son despertares entre las 4am-6am y suelen a ser comunes con nuestros bebés porque a esta hora ya han descansado varias horas, empieza a salir el sol y la presión de sueño es mucho más ligera. Nuestro sueño también es mas ligero a esas horas, pero como nosotros los adultos, somos expertos en darnos la vuelta y volvernos a dormir, ni nos acordamos de ese despertar.

Si tu bebé todavía no ha aprendido la habilidad de conciliar el sueño por si solo, se le hace mucho más difícil volver a dormirse entre esas horas cuando el sueño es tan ligero.

Ahora, aunque a muchos nos parezca temprano, es normal que los bebés despierten entre las 6am-7am. Muchos tienen ese reloj interno que los hace estar listos para empezar el día entre las 6am-7am. Los madrugonazos son despertares antes entre las 4am y 6 am. Despertares antes de las 4 am son considerados despertares nocturnos.  

Si tu bebé se está levantando entre las 4am-6am es importante que revises lo siguiente:

  1. La oscuridad en su cuarto: tiene que estar completamente oscuro. En algunas regiones, dependiendo de la época del año, a esta hora empieza a salir el sol y si la luz esta entrando por las esquinas de las ventanas, esta claridad puede estar interrumpiendo el sueño de tu bebé. Coloca cortinas que tapen toda la luz, tipo blackouts y si te hace falta, cubre las ventanas con cartulina negra para evitar que la claridad despierte a tu bebé.
  2. La hora de dormir: si tu bebé se está acostando a dormir sobre cansado, es probable que esto le haga más difícil conciliar el sueño en la madrugada durante el sueño más liviano. Si este es tu caso, entonces adelanta la hora de dormir unos 30 minutos para evitar el sobre cansancio. Igualmente, si se acuesta a dormir sin haber acumulado suficiente presión de sueño, también se le dificulta seguir durmiendo. Asegúrate que este pasando el tiempo despierto, lo apropiado para su edad. Aquí te dejo un artículo para revisar las ventanas de sueño en cada etapa.
  3. Como respondes a ese despertar en la madrugada: si al despertar tu bebé a las 4:30am le ofreces un tetero al frente de la TV, pues entonces a tu bebé le va a encantar ese plan y hay un incentivo para que lo siga haciendo. Siempre les recomiendo empezar el día abriendo las ventanas, un cambio de pañal y esperar unos 15-20 minutos antes de ofrecer una toma de leche, para bebés ya mayores de 5 meses.
  4. Las siestas: mucho sueño de día también puede interrumpir las noches de la misma manera que muy poco sueño de día también le dificulta el descanso a tu bebé.
  5. Y por último, y probablemente lo más importante, es como se está quedando dormido tu bebé. Si tu bebé necesita de tu intervención o tiene alguna asociación para conciliar el sueño, va a necesitar de esa ayuda especialmente en esas horas cuando el sueño es más liviano.

Si necesitas apoyo para ayudar a tu bebé a aprender a dormirse por si solo, mis planes de sueño están diseñados acorde a las necesidades y habilidades de cada etapa e incluyen apoyo para acompañarte en el camino. Y como siempre les digo, el sueño es un rompecabezas, y si necesitas un poco de ayuda para descifrar lo que le hace falta a tu bebé, te espero en la llamada de descubrimiento.

Dejar un comentario