La hora loca del recién nacido

La hora loca es un periodo de tiempo donde el bebé se encuentra mucho más irritable y se nos hace muy difícil calmarlo. Normalmente los afecta a la misma hora todos los días y tiende a ser al final de las tardes donde un bebé puede llorar intensamente con muy poco consuelo. Sentimos que ni ellos saben lo que quieren: nos muestran señales de hambre, pero rechazan el pecho, tienen sueño pero se les dificulta mucho dormir. La hora loca tiende a comenzar a las 2-3 semanas, poniéndose peor alrededor de las 6 semanas y ya resolviéndose a los 3-4 meses del bebé.

Hay varias teorías sobre lo que causa la hora loca. Al final de la tarde, normalmente es cuando los hermanos y papá regresan a casa mientras mamá prepara cena y tiene la atención divida entre el resto de la familia. Esta sobreestimulación puede alterar al bebé ya que hay mucho más ruido y movimiento en casa. Al final de la tarde, la producción de leche de mamá tiende a ser mas baja. Esto no quiere decir que no tengas suficiente leche, son fluctuaciones normales que todas experimentamos. Y al final de la tarde, los bebés tienen el cansancio acumulado del día, especialmente si se les dificultan las siestas durante el día.

Aquí te dejo 10 estrategias para ayudar a calmar a tu bebé

  1. Evita que el bebé llege sobrecansado al final de la tarde. Cuando un bebé esta sobre cansado, su cuerpo segrega cortisol y adrenalina que les dificulta conciliar el sueño. Esto provoca el llanto de tu bebé luchando contra el sueño cuando mas lo necesita. ofrécele sus siestas siguiendo las ventanas de sueño en un ambiente que lo ayude a descansar. Si lo tienes que cargar para que duerma, ayudarlo a descansar durante el día.
  1. Salgan a dar un paseo. El llanto de tu bebé se amplifica entre 4 paredes. Dar una vuelta al aire libre te ayuda a relajarte. Tu bebé absorbe todas tus emociones; cuando estés más calmada, tu bebé va a sentir el cambio y se te hará más fácil ayudarlo. El aire libre también relaja y distrae a tu bebé y muchos logran conciliar el sueño en el paseo.
  1. Contacto piel con piel para relajarlos a los dos. El contacto piel a piel ayuda a regular la respiración y ritmo cardiaco de tu bebé, también reduce los niveles de cortisol en tu bebé para ayudar a calmarlo.
  1. Portea a tu bebé ya que el movimiento constante y la cercanía a mamá lo ayudará a calmarlo.
  1. Baja la estimulación a esas horas de la tarde. Muchos bebés todavía son muy sensibles a los sonidos y estimulaciones normales de casa. Baja las luces, apaga la televisión y busca un rincón de la casa donde puedan tener un poco de tranquilidad
  1. Swaddle y ruido blanco: al estar apretaditos y escuchando el ruido blanco, esto les recordará el vientre de mamá y muchos consiguen calmarse.
  1. Dale un baño a tu bebé, a muchos bebés los relaja mucho estar en el agua tibia
  1. Ofrece pecho o teteros a libre demanda. La succión y el contacto con mamá también lo ayudara a calmarse.
  1. Organiza tu día para que puedas atender a tu bebé a esta hora. Que no te agarre esta hora sin almorzar o haciendo diligencias. Dedícate a tu bebé.
  1. Ten paciencia, te lo prometo que pasa.

Si estás embarazada o en casa con un recién nacido, el taller de sueño de recién nacidos te dará toda la información y las herramientas para poder disfrutar de esta etapa y tomar decisiones con confianza.

 

Dejar un comentario